sábado, marzo 15, 2008

Decisiones, Todavía (8)


Cuando empezó este marzo, y me di cuenta que sería el primer año en toda mi vida, desde que entré a pre-kinder, que no tendría clases, (ni siquiera del postgrado), caché que estaba por convertirme en grande.
Es como lo que dijo el F sobre pedir riñones al jerez e higos con crema en un restaurant...
Cada cosa me estaba avisando que llegó la hora de crecer.
Pero no pensé que las decisiones se me vinieran encima tan repentinamente.
Así, sin más, un día uno debe comenzar a pensar en el futuro, pero no sólo proyectando, sino en serio. Y no te das cuenta, y ya (aunque nunca deje de usar zapatillas y me niegue eternamente a los tacos), crecí.
La adultez está esperando por mí...

4 comentarios:

Pretoriano dijo...

El momento que me marcó a mí fue cuando me di cuenta que estaba haciendo la última tarea, del último curso, del último semestre de u.

Shidi ! dijo...

ah, sí a mí me costó más que eso... estaba claro que con lo primero que estudié no iría a trabajar de inmediato...

natinats dijo...

yo no se si estoy mas adulta, me siento mas vieja no mas.

L Mery dijo...

no está mal pensar en el futuro, considerando que la mayor parte de las veces es el futuro el que se te viene encima (aunque le quede una cola laaaarga para adelante).

Y parar por un rato (voluntariamente o no) es bueno, sirve para tomar impulso, para reponerse o para repensarse, como sea siempre sirve.

Suerte en tu pausa. En todo caso, por como escribes me parece que hace harto que eres "grande" (hay niños que nacen asi como "grandes"). Un abrazo. L.

pd: gracioso lo de los tacos...